Batalla de Las Queseras del Medio

De La Venciclopedia
Saltar a: navegación, buscar
Martillo 64.png Este artículo ha sido propuesto para ser mejorado por uno de nuestros usuarios ya que su redacción puede no estar a los niveles requeridos por la Venciclopedia. Que haya sido propuesto no significa que deba ser cambiado. Los usuarios deben tomar en cuenta las razones dadas por el promotor, las cuales deben ser incluidas en la página de discusión del artículo, y dejar nota sobre la decisión bajo la propuesta inicial antes de realizar cambios.
Advertencia Este artículo ha sido propuesto para ser "venciclopedizado" ya que carece de formatos o plantillas normalmente utilizadas como ayudas visuales o de archivo para los usuarios de la Venciclopedia. Tomar en cuenta las razones dadas por el promotor en la página de discusión del artículo antes de hacer cambios. Este articulo puede ser adoptado por cualquier usuario.
Batalla de la Queseras del Medio.

La Batalla de Las Queseras del Medio fue una importante acción militar llevada a cabo el 2 de abril. de 1819 (la exactitud de la fecha es discutida puesto que aunque todos los informes señalan que la fecha de la acción militar fue el 2 de abril, el propio Páez cita en su autobiografía que la misma ocurrió el 3 de abril) en el actual estado Apure de Venezuela en la cual el prócer de la independencia, José Antonio Páez vence acompañado de 153 lanceros a más de 1.000 jinetes de caballería de las fuerzas españolas siendo la más famosa batalla comandada por Páez y en donde se dicta la famosa frase: ¡Vuelvan Caras! (más probablemente: ¡Vuelvan Carajo!)

La Batalla[editar]

La batalla de las Queseras del Medio se produjo una vez que Simón Bolívar luego del combate de la Gamarra el 27 de marzo, se replegó en los Potreritos Marrereños, a la derecha del río Arauca, lugar donde el jefe español Pablo Morillo decidió atacarlo. José Antonio Páez enterado de los objetivos de Morillo, a la cabeza de 153 jinetes cruza a nado y sin ser vistos el río Arauca el 2 de abril de 1819 y enfila 3 columnas contra el campamento realista, luego de haber atravesado el río el último caballo, los republicanos avanzan contra el campamento. Morillo ante el ataque de Páez, movió su ejército con la caballería de al menos unos 1.200 jinetes al frente, por lo que el "Centauro de los llanos" emprendió la retirada en la dirección donde Bolívar había apostado una unidad de infantería. Ante el aparente repliegue de las fuerzas de Páez, Morillo ordenó a un escuadrón bajo el mando de Narciso López rodear al ejército paecista.

Por su parte, Páez encomendó a Juan José Rondón que atacase a López para hacer que éste reuniese su escuadrón en una sola columna, al ocurrir esto, Páez ordenó volver caras y el ataque sobre las fuerzas de Narciso López. El efecto de esta maniobra de la caballería paecista, fue sembrar el caos y la confusión en el ejército realista. La acción de los lanceros de Páez fue facilitada por el hecho de que los carabineros de López echaron pie a tierra para hacer uso de sus carabinas. Ante el ataque de las fuerzas patriotas la caballería realista se retiró con precipitación y se echó sobre su propia infantería, la cual no fue arrollada gracias a la decisión de Morillo de trasladarla rápidamente a un bosque vecino, donde se refugiaron. El balance del enfrentamiento entre las fuerzas patriotas y realistas, se calcula en 2 muertos y 6 heridos para los primeros, contra 400 bajas de los segundos.

Táctica[editar]

El triunfo de las queseras del medio no tiene parangón. Bolívar felicitó a Páez y a sus hombres: "Acabáis de ejecutar la proeza más extraordinaria que pueda celebrar la historia militar de las naciones. Lo que habéis hecho no es más que un preludio. Contad con la victoria que lleváis en las puntas de vuestras lanzas y de vuestras bayonetas" acción militar en las Queseras del Medio, en el operativo conocido como "vuelvan caras"

Consecuencias[editar]

El triunfo militar de José Antonio Páez en la batalla de las Queseras del Medio, contribuyó a acrecentar su fama como la "Primera Lanza de los Llanos". En tal sentido, Bolívar al condecorar a Páez y sus valientes llaneros con la Cruz de los Libertadores, culminó su discurso con las siguientes palabras: "... Lo que se ha hecho no es más que un preludio de lo podéis hacer..."

Referencias[editar]

  • Lecuna, Vicente. 1960. Crónica razonada de las Guerras de Bolívar. The Colonial Books, New York, N.Y. - Estados Unidos. 3 volúmnes.

Enlaces externos[editar]